avance de la medicina en el parto con los siglos

Desde aquella temporada en que las mujeres parían en el hogar acompañadas solo por las matronas o matronas hasta esta época, la medicina ha evolucionado bastante. En verdad, a inicios del siglo XX, y merced a los adelantos en asepsia –supresión de gérmenes–, la mortalidad materna descendió del 85% al ​​0,5%.

No obstante, estos progresos se vieron acompañados de una excesiva «medicalización» del parto hasta llegar al punto de deshumanizarlo. En los años 50-60, la mujer que iba al hospital vivía un parto sin acompañamiento familiar, y, tras nacer, el bebé era movido al popular «nido». Entonces, la comunicación y la empatía medicopaciente prácticamente no existían. Así, contrastaba el enorme avance y el descenso de la mortalidad maternofetal con el elevado intervencionismo en unas partes de curso espontáneamente habitual.

CONCLUSIONES

Quedó patente que la figura de la comadrona, durante la historia, sufrió esenciales cambios, todos motivados por la situación popular actualmente. A lo largo de varios años fueron consideradas un conjunto popular de bastante prestigio, con esenciales competencias en la atención y el precaución de las mujeres. No obstante, con el paso del tiempo y gracias a múltiples causantes, salió limitando el campo de actuación de las parteras y perdieron una gran parte de su autonomía y el reconocimiento popular.

Como afirma Consuelo Ruiz Vélez-Frías: “La partera es una clase humana a extinguir, pues era una profesión para mujeres con mucho más alma que cuerpo, con mucho más corazón que ninguna”.

enfermera

Para eludir llegar a este radical, es requisito un cambio total de la manera en que las comadronas se ven condicionadas a considerarse a sí mismas. Va a ser preciso un liderazgo impresionantemente fuerte que tenga una visión no comprometida de las parteras como expertos independientes.

Biopsia líquida

Una prueba ligerísimamente invasiva que se efectúa en una exhibe de sangre para detectar células cancerosas tumorales o ADN de células tumorales que están circulando en la sangre. Puede ser útil para hacer un diagnostico un cáncer en etapa temprana y para planear el régimen dependiendo del género de tumor, saber su efectividad y advertir una recaída. Es un trámite simple que impide trastornos al tolerante y que representa un ahorro de tiempo. La técnica todavía no es determinante en la detección precoz del cáncer, con lo que no reemplaza a otros métodos de diagnóstico temprano sino es complementaria a ellos. Entre los desafíos figura saber qué género de tumores se favorecen mucho más de su app y con qué continuidad deberían efectuarse los análisis.

Si bien desde los años 80 se usan brazos robóticos en el quirófano, no fue hasta la llegada del sistema de cirugía robótica Da Vinci con 4 brazos a inicios del siglo XXI en el momento en que se ampliaron sus opciones que le convirtieron en de los mejores avances en tecnología en la salud que nos transporta a charlar de quirófanos capaces. Se emplea ahora en métodos neurológicos, ginecológicos, urológicos o cardiotorácicos, pero asimismo en otros procesos quirúrgicos. Posibilita que las intervenciones sean mucho más cómodas y exactas, en especial las mucho más complicadas y de bien difícil ingreso, superando las restricciones de la cirugía laparoscópica.

Deja un comentario